Vitamina | Salas Cuna y Jardines Infantiles
Por: - Septiembre 14th, 2017 - Sin Comentarios »

Seguridad infantil: La silla de auto y su posición según peso y estatura ¡sí importa!

Se acerca el feriado de Fiestas Patrias y muchas familias se tomarán un pequeño descanso viajando en auto a diferentes puntos del país, sea para viajar hasta la casa de algún familiar o bien para ir a recorrer o visitar algún destino turístico. Si bien algunos de estos paseos pueden también contemplar avión o bus, lo cierto es que en algún punto, con niños pequeños, todos andarán en auto y por lo mismo, es imprescindible considerar el uso de la silla de auto siempre, tomando en consideración los siguientes aspectos:

1.La silla de auto debe obligatoriamente adaptarse al peso y tamaño del niño, de lo contrario no será segura. Paula Deimel, experta en seguridad de la tienda MiniNuts Chile, establece como primer criterio para un correcto uso de la silla de auto el que sea especialmente pensada en el niño o bebé que la usará, esto porque la talla de los infantes y niños cambia mucho desde que nacen hasta los 10 años, y las sillas están hechas y testeadas para que protejan un rango específico de talla; si un niño de 10 kilos y 1 año de edad usa una butaca para niños de 15 kilos (3 años y más), no lo va a proteger bien.

Ante la situación de que la silla no sea la de tu hijo y tengas que ocuparla de igual manera, es importante destacar que no es aconsejable el poner cojines o apoyos, esto porque según la especialista, el uso de estos elementos no están testeados y, por lo tanto, pueden interferir en el correcto desempeño de la silla en cuestión. De igual manera, será aconsejable el revisar que la silla se encuentre acreditada y en buenas condiciones, sin haber estado en choques previos.

2. La silla de auto debe estar correctamente anclada al auto y ser compatible al sistema de anclaje. Aunque la silla tenga los más estrictos estándares de calidad y seguridad del mercado, si es que no se puede anclar al autómovil correctamente, ya sea porque la silla tiene sistema Isofix o Latch y el auto en cuestión no trae ese sistema de sujeción, el SRI por defecto irá “volando” y no ofrecerá seguridad alguna ante un impacto.

3. La contramarcha hasta los 2 años es lo más recomendable y si es posible, mantenerla hasta los 4 años. Las sillas disponibles hoy en el mercado aseguran la posiblidad de que los bebés y niños puedan viajar a contramarcha desde el nacimiento hasta los dos años e incluso ampliando el rango hasta los 4 años.

Respecto a la contramarcha, la representante de la marca Europea Cybex en Chile, Paula Deimel, es enfática en señalar que los beneficios de ir a contramarcha se extienden incluso a los adultos, pero cobran especial relevancia en los niños pequeños, que tienen una cabeza proporcionalmente más grande que los adultos, musculatura más débil y huesos aún en desarrollo. En los impactos frontales, que son los más frecuentes y fuertes, al ir a contramarcha el respaldo de la silla protege el cuello y la cabeza y no se produce el efecto latigazo inicial, que puede ocasionar lesiones severas, incluso la muerte.

4. Las correas y cinturones de la silla deben quedar correctamente ajustadas al cuerpo del niño. De lo contrario, ante cualquier frenazo o impacto, el niño podrá facilmente salirse de su asiento. El “test de la pinza”, es decir, que no quede tela de la correa entre tus dedos es el método más efectivo para ver que la silla está bien ajustada al cuerpo del niño.

5. Si la silla se trasladará en avión o bus, es recomendable envolverla en una bolsa tipo embalaje o bien en su caja para evitar que sufra daños. De esta manera, asegurarás que la silla de auto funcione correctamente y ejerza la seguridad correspondiente ante cualquier accidente.

*Este artículo fue publicado originalmente en diversos extractos por el diario Hoy x Hoy.

Relacionados