Tener un hijo prematuro, que llegó antes de que estuviera completamente desarrollado, con un embarazo de término por sobre las 37 semanas, sin que pudieras tener todo preparado para su arribo, que fue un desafío y que por sobre todas las cosas tuvo que enfrentar el mundo desde un lado difícil en el minuto en que nació, es sin duda algo que debemos celebrar, en tu caso como mamá por ser fuerte (papá también), tu pequeño por su batalla y a todo el entorno que los rodea por el apoyo y el cariño entregado.

Es por esto que el 17 de noviembre ha sido elegido como el Día Internacional del Prematuro, una fecha que nos recuerda acerca de la importancia de crear conciencia sobre los millones de niños que cada día nacen en el mundo y que deben enfrentar los retos de su condición de prematurez.

A modo de homenaje en este día, revisa a continuación la galería de fotos de Red Méthot, un fotógrafo canadiense que retrató las historias tras una serie de niños, y algunos adultos, que con un marco de fotos en sus manos, sostienen el testimonio de lucha que vivieron al nacer prematuros, mostrando con orgullo sus fotos de aquellos primeros días de vida, llenos de cables y en una incubadora, sonriendo felices ante la victoria conseguida que se resume en una sola palabra: vivir.